viernes, 20 de mayo de 2011

Nitritos

· Nombre químico: Nitrito


· Fórmula: NO2


· Peso molecular: 46 g/mol


El nitrito es el radical univalente NO2 o un compuesto que lo contenga, tal como una sal o un éster de ácido nitroso. Pueden estar presentes en el agua bien por la oxidación del amoniaco o por la reducción, bacteriana o no, de los nitratos. En el primer caso es muy probable que su presencia se deba a una contaminación reciente. La presencia de nitritos en el agua indica una polución con la consiguiente existencia de microorganismos patógenos, el agua no es potable. El máximo de nitritos permitidos en el agua para el consumo son 0,10 mg/l.


Origen de los nitritos en el agua


Los nitrificadores aparecen predominantemente como biofilms* adheridos a la superficie. Esto significa que puede haber nitrosomas recubriendo el interior de las tuberías de agua, y por lo tanto produciendo nitritos que pueden contaminar el agua.
* Un biofilm es una capa delgada, normalmente resistente, de microorganismos (tales como bacterias) que se forman en varias superficies y las recubren.

Efectos sobre la salud

Cuando el nitrito entra en el flujo sanguíneo, reacciona con la hemoglobina y forma un compuesto llamado metahemoglobina. Este compuesto reduce la capacidad de la sangre para transportar oxígeno. El nivel de oxígeno disminuye, y los bebés muestran síntomas de una enfermedad llamada metahemoglobinemia, también conocida como “la enfermedad de los bebés azules”.
El síntoma más obvio de la metahemoglobinemia es la aparición de un tono azulado en la piel, particularmente alrededor de los ojos y boca. Si se descubre con rapidez, esta enfermedad puede ser tratada exitosamente con una inyección de azul de metileno, que transforma la metahemoglobina de nuevo a hemoglobina. La enfermedad es extremadamente grave si no se trata: la muerte tiene lugar cuando el 70 por ciento de la hemoglobina del cuerpo ha sido transformada a metahemoglobina.


Como eliminar los nitritos de su agua

Una solución fácil para eliminar los nitritos de su agua es oxidándolos a nitratos, que son mucho menos tóxicos. Esto puede conseguirse mediante la inyección de ozono en el agua. El ozono es un producto químico muy oxidante que oxidará todos los nitritos a nitratos, eliminando de esta forma la toxicidad causada por ellos.


Otros usos de los nitritos

Los nitritos se usan también como conservantes de los alimentos, aunque son poco aconsejables. También son usados, junto con los nitratos, en explosivos.


Referencias

http://edant.clarin.com/suplementos/zona/2003/10/12/z-02902.htm
http://www.lenntech.es/nitritos.htm
Quimica del Agua (Autor: J. Catalán Lafuente; Editorial: Bellisco; Año: 1981) - Libro

Boro


Este elemento se presenta en forma cristalina muy dura de color negro azabache a gris plateado con brillo metálico. Fue descubierto por Sir Humphry Davy y J.L Gay-Lussac en 1808.


El boro es el elemento con número atómico 5 y con un peso atómico de 10.811. Se clasifica como metaloide y es el único elemento no metálico con menos de cuatro electrones en la capa externa. El punto de fusión del boro es de 2030ºC y tiene una densidad de 2,34 g/ml. En los compuestos naturales, el boro se encuentra como una mezcla de dos isótopos estables, con pesos atómicos de 10 y 11 (los dos son estables).
Este elemento no se encuentra libre en la naturaleza, siendo uno de los compuestos más importantes que lo contienen el borax. Está presente en el agua de mar y puede aparecer en el agua subterránea en muy pequeñas cantidades. Generalmente en las agua naturales se encuentra como ácido bórico. La cantidad máxima permitida para el boro en el agua potable (apta para el consumo humano) es de 1 mg por litro, aunque el contenido en aguas no contaminadas suele ser menor de 0,2 mg/L.
Podemos encontrar utilidades del boro en mecánica aeroespacial, en fuegos artificiales de color verde, en productos textiles, para el control de los reactores nucleares e incluso se ha estudiado usarlo como combustible.

Efectos del boro en la salud

Las plantas absorben boro del suelo, siendo un elemento esencial para su crecimiento ( aunque a dosis mayores de mg/L es nocivo para su desarrollo). A través del consumo de plantas por los animales éste termina en las cadenas alimentarias. El boro ha sido encontrado en los tejidos animales pero este no parece ser que se acumule. Cuando los animales absorben grandes cantidades de boro en un periodo de tiempo corto a través de la comida o el agua se ven afectados los órganos reproductivos masculinos afectados. Cuando los animales son expuestos al boro durante el embarazo sus descencientes pueden sufrir defectos de nacimiento y fallos en el desarrollo. Además, los animales sufren irritación de nariz cuando respiran boro.


Estructura del átomo de boro








REFERENCIAS

¿Sólo agua?

Si en clase de Química nos hablan de agua, probablemente pensemos en H2O, pero lo más común al hablar de agua es referirse a una mezcla compleja de distintos componentes. Por supuesto, el componente mayoritario es el H2O, pero la cantidad de sustancias diferentes  que ingerimos cuando bebemos un vaso de agua es enorme: distintas sales disueltas, gases también disueltos, partículas coloidales en suspensión, materia orgánica. Algunas de estas sustancias están presentes en altas concentraciones y otras en muy bajas concentraciones, pero todo depende del origen del agua. Ya sabéis que el H2O  es una sustancia pura, mientras que lo que comúnmente llamamos agua es una mezcla. Sea del origen que sea (un mar, un lago, hielo, vapor de agua, una botella, el grifo,...) el H2O es siempre igual: la proporción entre el oxígeno y el hidrógeno en el agua pura es siempre la misma, esto es 2 gramos de hidrógeno por cada 16 de oxígeno. No ocurre así en las mezclas. Una muestra de agua de un arroyo de montaña tiene menos sales disueltas que otra recogida en el mar, pero más que el agua destilada que se utiliza para la plancha o para la batería del coche.

¿Qué componentes tiene el agua además de H2O?
En las siguientes entradas analizamos algunas de las sustancias presentes en el agua. Unas son habituales en el agua potable, otras en el agua dulce, otras en agua salada. Algunas podemos encontrarlas en el agua, aunque no deberían estar, ya que se consideran contaminantes e incluso nocivas para la salud.